A la hora de realizar pequeñas mudanzas en Barcelona es muy importante conocer cómo empaquetar y embalar los muebles correctamente para que no se produzcan desperfectos durante su transporte.

La primera fase de todo el proceso que comprenden las empresas de pequeñas mudanzas en Barcelona es probablemente una de las más tediosas, ya que tienes que ir vaciando y desmontando cada uno de los muebles. No es recomendable transportar muebles que contengan objetos en su interior. Por lo general, estos objetos no estarán correctamente fijados y se podrán romper durante el traslado. Además, al vaciar y desmontar parcialmente los muebles conseguiremos que sean más ligeros y manejables.

Muchos muebles son suficientemente grandes y robustos como para transportarlos directamente sin necesidad de protegerlos de forma adicional. Sin embargo, otros están compuestos de materiales más frágiles, por lo que necesitaremos protegerlos de diferentes formas ante golpes, rayones, etc. Dependiendo del tipo de protección que queremos aplicar, podemos utilizar:

- Cajas de cartón: ideales para el transporte de pequeños objetos y muebles. También nos permite clasificar los objetos en diferentes cajas según su uso para así facilitar su localización una vez se proceda al desembalaje.

- Cinta de embalar: la necesitaremos para cerrar correctamente las cajas y para proteger determinadas zonas de algunos muebles.

- Plástico de burbujas: perfecto para proteger los muebles frente a golpes y rayones. Es un material muy versátil que se adapta a cualquier tipo de forma. En caso de no disponer de este tipo de plástico, se pueden utilizar mantas o sábanas.

- Rellenos para las cajas: amortiguarán los golpes que puedan sufrir los objetos de su interior.

En Mudanzas Mans transportamos todos tus muebles de forma adecuada para que lleguen en perfectas condiciones a su destino y no tengas que preocuparte por nada. Contacta con nosotros para obtener más información. Te llamamos gratis.